Layout C (list)

Layout C (slider)

Layout C (comb with D)

Layout C (comb with A + slider)

Parrandas de Camajuaní, coloridos artificios

Las Parrandas de Camajuaní son una tradición en la que confluyen bailes, música, pirotecnia, carrozas y vestuarios confeccionados artesanalmente; todo para crear una noche mágica, una competición en la que el mejor jurado es la ovación popular.

Layout C (one column)

Layout C (one column)

Layout C (with load more button)

William, un fantasma que existe

William llegó a Cuba con apenas un año y dos documentos: un tarjetón del hospital donde nació en Moscú y un certificado de nacimiento redactado por las autoridades rusas. En la actualidad tiene cuatro años y aún no tiene un documento de identidad civil en la Isla.

El problema de las enfermedades tropicales en Cuba

Las enfermedades tropicales en Cuba son un tema primordial en la salud pública y en las responsabilidades estatales. Las condiciones higiénicosanitarias que empeoran con los años y las medioambientales ya establecidas, unidas a un contexto sociopolítico hostil, favorecen la circulación de enfermedades de este tipo en la Isla.

El refugio de Luisa

Luisa es una animalista que lleva años recogiendo y protegiendo mascotas abandonadas. Tras una generosa ayuda recibida, pudo mudarse de su hogar previo a una casa mucho más amplia donde dedica sus años, ahora con mucho más esfuerzo, a cuidar decenas de animales desvalidos.

Contar es esperanzar

Cuando Héctor Luis Leyva Cedeño eligió narrar historias en un parque, no solo lo hacía por trabajo: tenía el deseo de ofrecer un espacio de calma y compañía a los niños y niñas de su pueblo.

Osvaldo Padrino, un artesano de calle

Osvaldo Padrino Esquivel (72 años) vive solo en una ciudadela cerca del antiguo hotel Isla de Cuba, Habana Vieja. Fue compositor, guitarrista y vocalista del grupo de música Contratiempos hasta su desintegración. Desde los años 90, Osvaldo practica de manera artesanal la confección de vasos con botellas recicladas. Utiliza moldes de piedra pómez, además de una resistencia eléctrica con enrollado de alambre de nicrom; el calor de la resistencia fractura el vidrio a la altura del molde, dando como resultado cortes precisos, casi sin imperfecciones. Osvaldo también dedica su tiempo a la confección y venta de piezas de artesanía realizadas con alambre; aprendió la técnica durante un curso en la Casa de la Cultura de Centro Habana, en el año 2005. Se sienta todos los fines de semana en las piedras de la calle Teniente Rey, entre Oficios y Mercaderes, donde el flujo de turistas no falta en ciertos horarios y, con suerte, logra vender unas cuantas esculturas de alambre, siendo los elefantes los favoritos de las personas. Entre tantos bazares donde se repiten los mismos productos de puro cubaneo, Osvaldo logra llamar la atención de los transeúntes con un arte original que se distingue en el comercio de artesanías de la ciudad.